Requiem

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Requiem

Mensaje por Khanon Casterel el Sáb Sep 22, 2012 3:37 pm

i " Yo gano, usted pierde, mi gentil Hidalgo. Le recomendaría que se retirase ahora si no quiere seguir perdiendo dinero... Llegará el dinero en que no podrá pagar sus deudas y entonces tendremos un problema... Un problema sin fácil arreglo."

Aquel hombre temblaba nervioso sentado a una mesa frente a Khanon, quien engolosinado por el descubrimiento de su poder mental, tenia sugestionada su oponente para  perder repetidamente, basto con ganar la primera vez, para que sus extraordinarias dotes de persuasión  surgiera efecto

Estaba en Sedeña. Para el Kaiser el viajar a ese estado había sido harto agradable, no solo porque el calor le daba renovados fríos, sino porque el mundo civilizado era tan nuevo para el

Se encontraba en una especie de feria, con la que el Kaiser oscuro se estaba costeando sus diversas deudas pues había cogido un extraño gusto por el arte y las cosas caras. El hijo de Kephisto sonreía incitante mientras su víctima temblaba pensando en qué hacer. Sabía que no tenía dinero para pagar su deuda y que tendría que hacer algo por disminuirla si quería conservar su honor... ¿Pero qué?

"¡Doble o nada! ¡Me lo juego todo a doble o nada!" gritó dando un golpe sobre la mesa.

"Está bien"
contestó calmo El Kaisser

"Descubre dónde está el as y tu deuda quedará saldada..."


El truhan Kaisser empezó con su juego, un oque el mismo había inventado cambiando las tres cartas sobre la mesa de sitio a toda velocidad. En más de una ocasión mostró el as a su interlocutor, como guiñándole un ojo. Él se confió, aquel juego era más sencillo que los anteriores. Casterel cesó el movimiento, mostrando las tres cartas e invitándolo a coger una. El hombre eligió mal...

"¡No puede ser!" gritó exasperado.

Yo le advertí, caballero, así que vacíe los bolsillos ahora mismo."


El hombre dejó encima de la mesa monedas y suficientes para pagar un mes de posada, pero seguían sin poder pagar la deuda que se había generado el hombre echó a correr desesperadamente, como si le fuese la vida en ello... Y en efecto le iba la vida en ello. El Kaisser solo se encogió de hombros

Yo gano…. Hm. Siempre gano


Bienvenidos a la ciudad de las fuentes, con calles plagadas de talleres orfebres, el estilo rococó y el olor a capuchino no en vano es una de las ciudades mas cara del Asmara pero es una ciudad que realmente vale la pena visitar…

El Dueño de ningún lugar abordó un carruaje y su siguiente parada, un elegante museo, con pisos de mármol donde de Casterel debía y quería satisfacer uno de sus nuevos vicios, uno de los mas caros por cierto; La pintura

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]

Aquella hermosa estructura de mármol era iluminada de rebote por la luz naranja de un crepúsculo otoñal

La antigua construcción colonial que desde el exterior daba la ilusión de sobriedad, mientras por dentro se exaltaba en un barroco orgulloso, collage de arte y pasión plasmado en cada recodo, aderezado con el perfume del tiempo

Recorrió los bellos pasillos grandes cuadros decoraban las paredes.. Al llegar a un pequeño privado cerca de un cuadro de una mujer llorando.

El Kaisser se queda mirando el cuadro estudiándolo


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Solo los cielos lloran sin parecer patéticos.
avatar
Khanon Casterel

Mensajes : 21
Fecha de inscripción : 22/09/2012

Estado del Personaje
Nivel: 1
Experiencia:
0/500  (0/500)
Coronas: 0

Volver arriba Ir abajo

Re: Requiem

Mensaje por Gaia Cabot el Dom Oct 07, 2012 1:42 pm

Como miembro de la familia Cabot debía de ir de fiestas en fiestas siendo alguien como se muestra de la alta sociedad. Pero hoy tras salir de una vulgar fiesta de un rico comerciante me encamine por las calles ajena a si alguien me seguía o algo por el estilo, para mi suerte eso no ocurrió así que busqué algún lugar donde pasar algunas horas entretenida así que fui al museo. La verdad me conocía el museo de sobra; suelo ir muy a menudo.

Entre con un abrigo de piel sobre mis hombros, hacia bastante frío afuera, mi traje color verde esmeralda con detalles en dorado era bastante elegante ,unos zapatos esmeralda coronaban la perfección. Mi pelo sutilmente recogido, solo unos mechones en una cuerdecita fina dorada trenzada entre mi cabello. Mis pasos resonaban por la estancia caminaba de manera clamada y sosegada observando todos y cada uno de los cuadros; no había ninguno que me desagradara.

Seguí caminado hasta que una figura me llamo la atención; era la de un hombre de pie frente al retrato de una mujer llorando con una rosa, me acerqué un poco más y oí lo que decía:
-Entonces supongo que esta dama se ve patética ¿no es así?-dije con una sonrisa y me puse al paralelo con él:
-Se ve triste, desosegada, ahogada, y sobre todo sin escapatoria como si…la mano turbia del destino le atrapara-dije mientras con la mano hacia un gesto en el aire como si atrapara una mota de polvo entre mis manos.

-Yo al menos lo veo de esa forma..se ve de muchas formas pero …yo no lo consideraría patética-luego ladea la cabeza hacia aquel hombre del cual no me había percatado de cuan apuesto se veía, mis ojos se clavaron en los de él con una ligera sonrisa y unas mejillas ligeramente ruborizadas.

Off/SOrry por la mala calidad y tardanza peor ya sabéis le porqué
avatar
Gaia Cabot

Mensajes : 2
Fecha de inscripción : 23/09/2012

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.